Sí. Usamos un par de cookies, y una ni siquiera es nuestra. Deberá aceptarlas para evitar este mensaje que mostramos por imperativo legal

“Cómo construir un mensaje web ‘usable’ y accesible (I)”, noticia en Interdixit

Diseño + Desarrollo. Multimedia. Web. Comunicación. Grafismo. Arte

Noticia: “Cómo construir un mensaje web ‘usable’ y accesible (I)” de la sección Tendencias

Cómo construir un mensaje web ‘usable’ y accesible (I)

Los nuevos dispositivos con pantalla táctil, el abuso de funciones de Ajax, la irrupción del lenguaje HTML5 y la nueva perspectiva de creación de websites partiendo de lo particular hacia lo general, a la inversa que hasta ahora, obligan a recordar los principios de usabilidad y accesibilidad que deben regir cualquier mensaje web. Este es el primero de una serie en el que se recogerán esquematizadas algunas leyes para la escritura web.

La necesidad de recordar estas normas elementales viene dada por la nueva forma de interactuar con las máquinas, utilizando la yema de los dedos sobre las pantallas. Esta gestualidad aporta mayor riqueza al contenido, pero puede actuar en detrimento de los objetivos de navegación fijados en la arquitectura web. Estos dispositivos táctiles, además, suponen una conectividad en itinerancia, vía WiFi o G3, lo que implica navegación intermitente y con flujo discontinuo de datos. Para compensarlo, la tendencia es cargar un exceso de información en las páginas web, que, a la postre, no resulta usable.

Los otros factores, el uso de Ajax —que no deja de ser un truco para sobrescribir el esquema de los navegadores web y obtener más funciones— y la irrupción de HTML5 como lenguaje universal semántico que plantea la arquitectura de contenidos desde el objetivo que se pretende, implican excesos de información, requerimiento de nuevas habilidades de los usuarios y la imposición de impedimentos para la comprensión y recuerdo de nuestro mensaje. No está de más, por lo tanto, repasar los conceptos básicos de usabilidad:

  • Distancia de movimientos: Los efectos producidos por un movimiento de ratón o gestual deben estar a muy corta distancia del desencadenante. La Ley de Fitts (1954) establece que el movimiento humano es una función de la distancia y el tamaño del objetivo. Por lo tanto, las dimensiones de la respuesta (alerta, mensaje) también cuentan. Habría que añadir que es preferible una lectura de causa-efecto de izquierda a derecha y de arriba abajo, en nuestra cultura occidental.
  • Satisfacciones a corto plazo: El usuario web busca una satisfacción completa de sus necesidades, aunque en el instante de su visita sea imposible. En ese caso se conforma con una solución temporal. A efectos prácticos, será más satisfactoria una experiencia de navegación eficiente ahora, que una resolutiva en el futuro.
  • Referencia vital: Un hecho o concepto se comunica mejor y es retenido durante más tiempo por el receptor cuando su explicación entronca con sus experiencias o valores propios. Por ejemplo, si el 99,5% de nuestro entorno no son asiáticos, la fotografía clásica de la reunión de ejecutivos con personaje asiático ilustrando nuestra web no tiene ningún efecto beneficioso. Podría, incluso, ser contrario a nuestro mensaje.
  • Redundancia: La redundancia y la reiteración, a lo largo de una ruta de navegación web, son indispensables para afirmar el concepto, su recuerdo, y facilitar la indexación. La repetición, por el contrario, tiene un efecto contraproducente ante el receptor del mensaje, por falta de argumentación adicional, y puede ser considerada una acción ilícita por parte de los buscadores, que penalizarán el website.
  • Ley de Proximidad (Escuela de la Gestalt): Cuando se percibe un grupo de objetos, los más próximos entre sí se interpretan como un grupo, no individualmente. Puede afectar a epígrafes, elementos de menú, etcétera. La percepción es visual, a efectos de accesibilidad no se puede prescindir de epígrafes.
  • Ley de Similitud (Escuela de la Gestalt): Cuando se percibe un conjunto de objetos similares, se perciben como grupo, no individualmente.
  • Ley de Prägnanz (Escuela de la Gestalt): El cerebro percibe objetos principales y objetos secundarios en un mismo campo visual. Los secundarios son ignorados y no se recuerdan.
  • Ley de la Simetría (Escuela de la Gestalt): El cerebro tiende a identificar cualquier forma como un objeto simétrico con un centro geográfico. Las coordenadas e indicaciones deben tomar como referencia el centro imaginario creado por el receptor.
  • Ley de la Continuidad (Escuela de la Gestalt): El cerebro tiende a completar las formas que se presentan incompletas, siguiendo las líneas básicas de su creación. Esta ley afecta a diagramas y logotipos, pero también a la elección de tipografías. Recuérdese que el ojo sólo ve el tercio superior de las letras y compone el resto para formar las palabras/conceptos que interpreta el lector.
  • Principio de 7±2 elementos: El cerebro humano procesa la información que recibe en bloques, que almacena en la memoria a corto plazo. Según George A. Miller (Harvard, 1956), este depósito de memoria breve sólo puede retener de 5 a 9 elementos simultáneamente. Aunque la teoría está en discusión, sigue siendo válida para establecer que las listas de conceptos importantes (como los menús), deben orientarse a un máximo de 7 ítems, sumando o restando 2.

En el próximo capítulo, diez principios más.