Sí. Usamos un par de cookies, y una ni siquiera es nuestra. Deberá aceptarlas para evitar este mensaje que mostramos por imperativo legal

“Comprobación de la reputación del dominio en la integración de empresas”, noticia en Interdixit

Diseño + Desarrollo. Multimedia. Web. Comunicación. Grafismo. Arte

Noticia: “Comprobación de la reputación del dominio en la integración de empresas” de la sección Posicionamiento web

Comprobación de la reputación del dominio en la integración de empresas

Registros de Interdixit en WaybackMachine
Registros de Interdixit en WaybackMachine

Uno de los fenómenos que está propiciando la crisis económica actual es la integración vertical de compañías en dificultades con sus respectivos websites. Y, también, la adquisición de dominios que han quedado en desuso por empresas fallidas o que provienen de explotaciones efímeras, como lanzamientos comerciales o, de forma más común, la celebración de congresos y simposios profesionales.

La incorporación a la organización de uno o más websites correspondientes a una empresa adquirida no debería suponer mayor riesgo técnico. Los responsables pueden decidir el mantenimiento o no de ambas identidades on line, o su integración paulatina en una interfaz común, de modo que los contenidos se muestren de forma indistinta desde diferentes dominios. Sin embargo, desde la perspectiva del posicionamiento web, es necesario tener en cuenta algunos aspectos adicionales.

Cualquiera que sea el nivel de posicionamiento de uno de los dominios, éste es un capital en marketing (SEM/SEO) que se incorpora al patrimonio de la empresa en términos de tiempo ahorrado —la antigüedad es un parámetro de valoración— y de capital no desembolsado —recuperación de los efectos del posicionamiento natural de cualquier dominio—. Este nivel de posicionamiento en relación con los términos naturales de venta de la empresa (“sillas” para un fabricante de mobiliario o “encuestas y sondeos” para una empresa de estudios de mercado) debería ser un criterio primordial para decidir la permanencia y/o prevalencia de un dominio sobre otro.

Reputación y penalizaciones
Además, debería comprobarse la reputación de cada dominio. Recuérdese (véase Factores que determinan el posicionamiento en buscadores) que los crawlers recuerdan todas las penalizaciones impuestas a un website y las asocian tanto al dominio como al servidor y a las personas/entidades que han figurado a lo largo de su historia en sus datos de registro.

No es infrecuente que en dominios efímeros, como por ejemplo websites para el anuncio del programa y obtener inscripciones para un congreso sobre una materia específica, se utilicen dominios durante unos cuantos meses y después se abandonen. En estos casos el webmaster puede haber requerido una amplia difusión y muy inmediata, para conseguir la máxima atención, saltándose los parámetros que valora Google, por ejemplo, y siendo penalizado. Era un riesgo que en su momento valía la pena correr.

Sin embargo, ahora, un tiempo después, otra empresa u organización adquiere el dominio y se encuentra con penalizaciones heredadas sin saberlo.

Para conocer la reputación de un dominio así, y valorar si conviene su integración en la empresa, hay dos herramientas básicas: el gigantesco archivo de WaybackMachine, que conserva páginas web con sus diseños originales en diferentes momentos de su explotación on line y que permite ver cómo se había escrito el código y qué infracciones podrían haber cometido —como spam, hotlinking, etcétera— a lo largo de su historia. Existe un complemento de Firefox en fase beta que permite ver las páginas de WaybackMachine desde dentro del navegador: WaybackFox.

También es conveniente revisar los datos históricos del registro del dominio, usando herramientas como DomainTools. Aquí se verán los cambios de IP, de registrador, la antigüedad o la cantidad de cambios sufridos por el servidor en función de su IP. Estos datos darán una pista de posibles penalizaciones que podrían recaer sobre el dominio y afectar al posicionamiento global en el caso de integrar diferentes portales web.

Los parámetros que utilizan los buscadores y, especialmente, cómo los ponderan en el establecimiento de una posición en sus páginas de resultados es una incógnita, pero el sentido común, a la vista de los datos arrojados, será suficiente para adoptar la decisión más oportuna en casos de integración.

Después, en el desarrollo tecnológico, sólo habrá que aplicar las etiquetas canonical en las páginas adecuadas para mejorar sensiblemente la aceptación del website por parte de los crawlers y evitar penalizaciones con contenido duplicado.