Sí. Usamos un par de cookies, y una ni siquiera es nuestra. Deberá aceptarlas para evitar este mensaje que mostramos por imperativo legal

“Google da un gran giro comercial a Analytics para competir con Amazon”, noticia en Interdixit

Diseño + Desarrollo. Multimedia. Web. Comunicación. Grafismo. Arte

Noticia: “Google da un gran giro comercial a Analytics para competir con Amazon” de la sección Tendencias

Google da un gran giro comercial a Analytics para competir con Amazon

Las novedades anunciadas por Google en su producto Analytics suponen que el programa de estadísticas se centrará especialmente en las operaciones comerciales iniciadas en la Red. La nueva versión, anunciada para dentro de unos meses, abandonará paulatinamente la medición de visitas para ofrecer datos de usuarios de los websites. Esta nueva orientación de los resultados estadísticos podría servirle para hacer frente a la mejor y más completa base de datos comercial del mundo: el social graph de Amazon.

Google ha anunciado que a partir de ahora, mediante la API del servicio, se podrán asignar identificadores privados a los usuarios (User-ID Control). Esta asignación servirá para seguir a un visitante de una página web independientemente de la cantidad de sesiones que haya iniciado en el website, del intervalo de tiempo entre ellas y del dispositivo utilizado para cada visita.

Esta identificación, además, se podrá combinar con otra asociada a alguna acción comercial del usuario, de modo que será posible obtener datos de operaciones culminadas off line. Esta opción está pensada para ventas que se inician en el website (búsqueda de información y de oferta económica) y culminación en el mostrador físico de la tienda.

La nueva API de Google Analytics permitirá cargar en el sistema datos privados del negocio en formato de hoja de cálculo: segmentación de clientes, costes de campañas, atribución de valores a distintos tipos de usuarios, etcétera.

El sistema de estadísticas permitirá, con estos datos, calcular el CLV (Customer Lifetime Value), volumen de negocio generado a lo largo de toda la vida como cliente para el negocio, además de medir también el uso de aplicaciones en dispositivos móviles.

Cuestiones de privacidad y competencia y el temor a Amazon
Parece lógico que la asignación de un identificador único de usuario a cada visitante de un website controlado por Google Analytics sólo se puede formalizar mediante el uso de cookies y que este uso colisiona frontalmente con la normativa europea.

De hecho, Google sólo ofrece las herramientas para la identificación personal de un usuario. Quien las aplica es el comercio on line, de modo que no existe ninguna exención de responsabilidad.

La identificación personal de un visitante puede ser seguida con facilidad por Google sumando distintas User-ID Control para el mismo usuario en distintos comercios y le permite elaborar así el modelo de consumo de una única persona totalmente identificable. La empresa del buscador sabe qué ha buscado en Internet, qué ha comentado con sus amistades en su propia red social y, ahora, qué tipo de productos y compras le han interesado, en qué lugares y a qué precio.

La posesión de estos datos y su comercialización podrían atentar directamente contra la libre competencia. La misma empresa podría ocultar información comercial que no le interesara, dirigir por Internet al posible cliente a los comercios que le reporten beneficios y, finalmente, fijar el precio del producto que quisiera. Y el comprador nunca sabría que existe otro vendedor con un producto, precio o servicio competitivo.

La reacción de Google sirve para hacer frente a Amazon, que ha ampliado su catálogo a casi todos los géneros posibles, obteniendo una impresionante base de datos sobre compradores, nivel de gasto, intereses, etcétera. La diferencia es que Amazon opera —de momento— sólo sobre datos de ventas realizados en su propio establecimiento on line y Google quiere operar en toda la Red.