Sí. Usamos un par de cookies, y una ni siquiera es nuestra. Deberá aceptarlas para evitar este mensaje que mostramos por imperativo legal

“Google revisa el parámetro ‘autoridad’ para el posicionamiento”, noticia en Interdixit

Diseño + Desarrollo. Multimedia. Web. Comunicación. Grafismo. Arte

Noticia: “Google revisa el parámetro ‘autoridad’ para el posicionamiento” de la sección Posicionamiento web

Google revisa el parámetro ‘autoridad’ para el posicionamiento

El próximo cambio del algoritmo de Google, que se encuentra ya en pruebas, afectará de forma radical al posicionamiento de páginas web para términos esenciales, según el buscador. Los cambios evaluarán el grado de autoridad en la materia del contenido de la página web y será éste el principal criterio de posicionamiento para palabras clave troncales. Además revisará los contenidos y autoría de los blogs.

Los más de 200 factores que el buscador evalúa para decidir el posicionamiento de una página web en su página de resultados (SERP) contribuyen a cuantificar el grado de tres características que, combinadas, generan el índice de cálculo del posicionamiento: la popularidad de la página, su relevancia y su reputación. Ahora Google pretende desligar el concepto autoridad de la relevancia y reputación, dando más peso a esta característica en la ponderación del posicionamiento.

A grandes rasgos, la popularidad es la cantidad de enlaces que apuntan a la página web; la relevancia, la calidad del contenido; y la reputación, la relación entre la popularidad y el contenido. Es decir, la reputación es la cantidad de enlaces que se dirigen a la página para el contenido que alberga y no otro.

Hasta ahora se consideraba que el concepto reputación contenía las apreciaciones de autoridad en la materia, pero Google considera que los resultados no son suficientes. De hecho, ha recibido constantes críticas por ofrecer como primeros resultados páginas de la Wikipedia de menor calidad y páginas de los manuales de instrucciones eHow (con vinculaciones accionariales con Google) frente a contenidos con mayor utilidad y profundidad.

Estas críticas implican una pérdida de calidad en los resultados de la búsqueda. De hecho, el propio buscador ha reconocido que la incorporación de datos de navegación desde redes sociales en el cómputo del posicionamiento ha favorecido a contenidos más nuevos y frescos, frente a contenidos antiguos, pero más sólidos i fiables.

El cambio en el algoritmo separa, para las palabras clave principales, valores de autoridad desde factores que ahora computan para calcular la relevancia y la reputación, con menor peso de la popularidad. De este modo se pretende que, por ejemplo, una página gubernamental, que puede tener muchos enlaces entrantes de calidad y registre muy poco tráfico, se posicione automáticamente como autoridad en la materia, cuando puede existir un contenido no oficial de mayor calidad y utilidad.

La aplicación del cambio va acompañada de la exigencia de que los blogs se ciñan a los temas que definen su dominio y al control de los autores invitados. Las páginas que están diseñadas y cuyo contenido se ha creado para el posicionamiento natural del long tail no deberían ver alterados sus resultados.