Sí. Usamos un par de cookies, y una ni siquiera es nuestra. Deberá aceptarlas para evitar este mensaje que mostramos por imperativo legal

“Incidencia del lenguaje HTML5 en el posicionamiento de páginas web”, noticia en Interdixit

Diseño + Desarrollo. Multimedia. Web. Comunicación. Grafismo. Arte

Noticia: “Incidencia del lenguaje HTML5 en el posicionamiento de páginas web” de la sección Posicionamiento web

Incidencia del lenguaje HTML5 en el posicionamiento de páginas web

La publicación oficial del estándar tecnológico del lenguaje de programación web HTML5 está anunciada para el 3 de agosto próximo. A partir de ese momento las webs que quieran obtener un mejor posicionamiento en las páginas de resultados de los buscadores deberán adaptarse a las nuevas reglas del lenguaje para aprovechar todo su potencial semántico.

Hasta ahora, las páginas desarrolladas en HTML5 se han fundamentado en las propuestas no oficiales de reglamentación del nuevo lenguaje web, con el apoyo de los navegadores que en mayor o menos medida han proporcionado soporte a las versiones preliminares del lenguaje. Eso significa que, salvo muy escasas excepciones, la mayoría de las páginas web en este lenguaje están trucadas con herramientas de Ajax para asegurar su visibilidad correcta en dispositivos, especialmente en los navegadores Safari y Chrome, que equipan mayoritariamente los tablets y smartphones de última generación.

Sin embargo, la interpretación que las versiones actuales de los navegadores web realizan es distinta y arbitraria. Safari y Chrome, ambos desarrollados sobre plataforma WebKit, también. De ahí el uso obligado de trucos para conseguir visibilidad en un lenguaje no oficial que, en un futuro muy próximo, podría ofrecer unos resultados de posicionamiento contrarios a los esperados.

Semántica web y velocidad de indexación
Todos los buscadores, desde hace meses, insisten en la velocidad de carga de las páginas web que favorezca una rápida y correcta indexación de los contenidos por parte de sus robots. Hay que recordar que estos operan a oleadas continuas sobre una misma URL avanzando cada vez más en la lectura de los contenidos indexables y que su lectura se produce de arriba abajo y de derecha a izquierda. Recuérdese también que, aunque no interpreten el contenido, los robots no lo saltan, lo leen. Es el caso de las instrucciones de JavaScript o el código no accesible de llamada a películas de Flash. Y será el caso de los websites en HTML5 que están trucados con Ajax, que podrían ser penalizados a partir de la publicación del estándar.

El nuevo lenguaje introduce muchas utilidades y mejoras, pero a efectos de posicionamiento es especialmente importante el uso de nuevas etiquetas semánticas que ordenan el contenido y permiten a los robots dirigirse de forma inmediata a los apartados de la página que contienen lo más importante para registrarlo.

De forma independiente a la presentación de la página, su estructura interna dispone ahora de nuevos elementos destinados a un tipo de contenido muy concreto: encabezados (header), pies de página (footer), bloques de navegación (nav), bloques de contenido principal (article), despieces (aside), aclaraciones e ilustraciones del contenido principal (figure), secciones propias del website (section), resultados de cálculos (output), etcétera.

El robot de un buscador, en una primer acceso, comprobará que la estructura es estándar y procederá a la captación de los elementos situados en el HEAD de la página antes de dirigirse al header principal para captar el título y al article para captar el contenido principal. En sucesivas olas, irá captando más contenido.

Si la página no es tecnológicamente estándar, se pondrá en modo quirks, de manera que buscará indistintamente texto y enlaces por la página, registrando todo el contenido por si fuera válido. Si la página es densa, existe una altísima probabilidad de que en la primera oleada no capte ningún contenido útil, más allá del título y la descripción, perjudicando el posicionamiento natural del contenido.

En el primer caso, en unas semanas todo el contenido aparecerá en las primeras posiciones de resultados y en el segundo, en función de la velocidad de carga de la página y los defectos de estructura—aunque sea un falso HTML5—, pueden pasar meses antes de obtener una posición aceptable frente a los competidores.

Nueva etiquetación de enlaces
Junto a la estructura semántica de la página, que permite ubicar el contenido en su cajón correspondiente, HTML5 introduce un nuevo elemento básico en el posicionamiento: el etiquetado de todos los enlaces de la página con el atributo relación (rel). La función del atributo es orientar al robot sobre la importancia y relación de otras páginas o direcciones de correo electrónico enlazadas respecto del contenido que se ofrece, para permitirle valorar tanto el contenido de destino como el propio.

Según el último borrador del lenguaje, los valores del atributo rel son de libre creación, aunque establece una serie de valores básicos para todos, además de los que los buscadores establezcan por su cuenta. Estos valores permiten indicar cuándo una página es externa al website, cuando el contenido interno del website es secuencial o alternativo, dónde encontrar ayuda o, por ejemplo, información sobre el copyright del contenido.