Sí. Usamos un par de cookies, y una ni siquiera es nuestra. Deberá aceptarlas para evitar este mensaje que mostramos por imperativo legal

“Procedimiento para asegurar los suscriptores vía Feedburner”, noticia en Interdixit

Diseño + Desarrollo. Multimedia. Web. Comunicación. Grafismo. Arte

Noticia: “Procedimiento para asegurar los suscriptores vía Feedburner” de la sección Tendencias

Procedimiento para asegurar los suscriptores vía Feedburner

La plataforma de sindicación de contenidos FeedBurner, de Google, ha encendido las alarmas de sus usuarios ante el cierre de la API, la lentitud en la solución de averías y los cambios producidos en su perfil público en redes sociales. La sospecha de un inminente cierre está desatando el pánico entre miles de usuarios del servicio, que temen perder todos los datos de sus suscriptores.

FeedBurner se utiliza tanto para suscripciones por correo electrónico como para sindicaciones RSS, que apuntan a una dirección URL en la que se encuentra el feed del blog o sistema de noticias. Para prevenir situaciones desagradables en el futuro conviene fijar una rutina de copia de seguridad de los suscriptores que pueda emplearse después con otros servicios análogos.

Eso será posible con los suscriptores por correo electrónico, utilizando la opción de exportación de un fichero CSV que podrá ser reinterpretado con cualquier hoja de cálculo y utilizado en otros servicios similares.

La prevención respecto al feed RSS será comprobar que la URL a la que apuntan los lectores vehiculados por FeedBurner es propia y se corresponde con el dominio de primer nivel del website o blog. Si, en cambio, apunta a los servicios de la plataforma (con un formato similar a feeds.feedburner.com/usuario), convendría acudir al apartado MyBrand y cambiar la dirección del archivo RSS por una propia.

Si es necesario cambiar la dirección, convendrá informar con una noticia a todos los suscriptores antes de realizar el cambio. Una vez hecho, los lectores de RSS de los suscriptores apuntarán al dominio propio, aunque se dejen de utilizar los servicios de la plataforma de Google.